ANOMALÍA TÉRMICA SEP-18

ANOMALÍA TÉRMICA EN SEPTIEMBRE

Durante el mes de septiembre de 2018 se ha registrado en el noroeste de Zamora una anomalía térmica positiva de 2,5 – 3 ºC de temperatura con referencia a las series de datos históricas, según refleja un reciente informe de AEMET. Valores que fueron todavía 0,5 ºC superiores en la zona centro y oeste de toda la provincia, y también en gran parte del oeste de Salamanca.

Los datos de septiembre de 2018 registrados por la estación climática del Programa Bianual Intensivo instalada por CIEMAT en las orillas del lago nos informa de que este año se han producido valores de temperatura media diaria superiores a los registrados en los dos años anteriores. Esta anomalía de temperatura superior alcanza valores promedio de 1,4 grados respecto a 2016 y de 2,9 grados en 2017. La mayoría de días del mes la temperatura promedio diaria ha permanecido por encima de 20ºC (en especial en la segunda quincena), para alcanzar un promedio mensual de 19,3ºC.

El mismo patrón lo podemos encontrar representados los valores de los promedios de las temperaturas máximas diarias.

Valores anómalos a los que se unen datos de extrema sequía como se reconoce en el mismo informe de AEMET; con valores de precipitación del 25-50 % de lo habitual en toda la zona oeste de la provincia de Zamora.

Por lo tanto se acumulan en dos años consecutivos (2017-18) meses de septiembre con unas condiciones de pleno verano y de prolongación del estiaje para los ecosistemas acuáticos (Clic). Esto es un acontecimiento relevante que debe tener su repercusión en las comunidades biológicas y en los mecanismos ecológicos de funcionamiento de las masas de agua. Estos aspectos deberían ser un tema principal objeto de estudio para poder comprender posibles variaciones en la capacidad biogénica y de autocontrol de los sistemas lacustres.

El lago atempera las temperaturas de septiembre en torno a 4,6 ºC ; en valores diarios promedio.

Es conocido el poder atemperante de las grandes masa de aguas (como embalses u océanos) sobre el clima local de su cuenca o su costa. Su mecanismo es reducir las diferencias entre las máximas y mínimas diarias, y además hacer un clima más templado constante y con menos cambios bruscos a medio y largo plazo. Encontramos un ejemplo claro de esto en las orillas del lago de Sanabria si comparamos los datos térmicos obtenidos por la estación forométrica de la red SAIH de CHD en Puebla de Sanabria con los datos de la estación del Programa Bianual Intensivo.

En la siguiente gráfica se observa en la línea de tendencia una bajada de más de 2ºC en la temperatura del aire en Puebla a lo largo del mes, mientras que la tendencia en el lago permanece casi constante. Y además a finales de septiembre los datos son casi 5ºC más elevados debido a este poder atemperante por la gran masa de agua.

Valores de temperatura diaria promedio (línea discontinua) y su línea de tendencia durante el mes de septiembre de 2018 en las estaciones climáticas reseñadas. La estación de Puebla está además a menor altitud.

LEER MÁS 

A primeros de octubre se ha conocido el nuevo sumario sinóptico (SR15) del Panel Intergubernamental para el Cambio Climático (IPCC) sobre el avance de las temperaturas globales (1,5 ºC en el antropoceno) debidas al cambio climático global; y que se actualizará en el Sexto Informe IPCC, previsto para 2021.

ÍNDICE TRÓFICO DIATOMEAS EN LAGOS

ÍNDICES DE DIATOMEAS EN LAGOS

Entrada elaborada por el Dr. Manel Leira

Se hace en esta entrada una aproximación al uso de un índice trófico de calidad de los lagos basado en la presencia de diatomeas bentónicas. Estos índices son muy utilizados desde hace décadas para los ríos, pero sin embargo deben ser convenientemente adaptados para su utilización en los lagos.

Las diatomeas litorales son contribuyentes importantes de la producción primaria en ecosistemas acuáticos algo profundos y pueden usarse como indicadores del estado trófico.

Diseño experimental para Sanabria

Entre noviembre 2015 y septiembre 2016, se recogieron muestras de diatomeas bentónicas en siete puntos del litoral (localidades L1 a L7 en los mapas) del lago de Sanabria; distribuidos a lo largo de todo su perímetro y fueron ubicadas en zonas de distinta intensidad de uso, pero sin incluir las zonas de playas.

Se tomaron muestras preferiblemente de epiliton, y como segunda opción de tallos de plantas macrófitas emergentes. El muestreo de epipsammon o epipelon se evitó para evitar las diferencias que se originan en las diferentes preferencias de sustrato de las especies indicadoras.

recogida muestras
muestra vegetación perifiton

El método analítico se ajustó a los estándares europeos. Al menos se contaron 400 valvas en cada preparación usando 1000 × magnificación y contraste de fases, y se registraron las especies identificadas junto con su abundancia. Todos los taxones se identificaron a la resolución más alta posible (por lo general especie o variedad). Los taxones infraespecíficos se fusionaron para aquellas especies en las que no parece existir una respuesta diferente a las condiciones ambientales de los taxones infraespecíficos.

muestras cepillado fitobentos
muestras fitobentos

Con base en la ocurrencia específica de las especies identificadas y los valores ecológicos (valor del indicador y sensibilidad), se define el LTDI (Lake Trophic Diatom Index) para cada muestra litoral de un lago.

En este estudio del lago de Sanabria, se aplicó el índice trófico de diatomeas de Bennion et al. (2014) porque se consideró el más adecuado, teniendo en cuenta las características batimétricas del lago y su litología. Este índice al ser una relación de calidad ecológica, da como resultado valores altos cuando la calidad es alta.

Está basado en el índice trófico de diatomeas fluviales recalibrado y aplicado a las comunidades de diatomeas propias de los lagos. A los taxones se les asigna una puntuación en la escala de sensibilidad a la presencia de nutrientes esenciales en el agua: 1 (sensible a nutrientes) a 5 (tolerante a nutrientes).

La DMA requiere derivación del estado ecológico en una escala de rango de calidad  (EQR, Ecological Quality Ratio) sobre la base de los datos observados y los valores de referencia previstos. De esta comparación resulta un EQR global que representa una clase de estado ecológico de alta, buena, moderada, mala o mala. La escala EQR oscila 0 (estado ecológico malo) a 1 (estado ecológico alto) y se suele expresar gráficamente en un escala de color (ver entrada) .

PRIMEROS RESULTADOS

El resultado de aplicar el LTDI proporcionó una media = 0.86 (min-max = 0.66-1.00), lo que sugiere una condición de buena calidad en este primer periodo de estudio que se presenta (ver cabecera de la entrada) pero con muestras diagnosticadas como de moderada y alta calidad.

Todas las localidades estudiadas presentan valores pertenecientes a las categorías de “Muy Buena” o “Buena” calidad biológica, excepto las localidades L1, L5 y L6 que presentan un valor “Moderado” en algún momento del año (verano-otoño).

El LTDI es un índice con un planteamiento restringido si lo comparamos con los índices aplicados usualmente en ríos, ya que excluye taxones que no hayan sido identificados en lagos.

En el caso particular de los taxones determinados en el lago de Sanabria durante la campaña de agosto, se observa que LTDI sólo ha tenido en cuenta para su cálculo 60 taxones del total de 109 taxones determinados (el 55% del total). Si observamos el porcentaje de especies retenidas en cada estación para el cálculo del índice LTDI considera un porcentaje mayor del 80% del total de taxones incluidos en el análisis. Atendiendo a las distintas categorías considerando el porcentaje de la abundancia relativa máxima, para la categoría “Más del 5%” el LTDI considera a 13 taxones, un 81,25% del total de la categoría, para “Entre el 5% y el 1%” considera 26 taxones (un 78,78%) y, finalmente, para “Menos del 1%” 22 taxones (un 36,66%).

De esta manera, el LTDI sería considerado apto como índice de calidad biológica en el lago de Sanabria, ya que tiene en cuenta ciertos taxones que son bastante frecuentes en el lago, aunque ignora ciertos taxones que aparecen con frecuencia pero en bajas abundancias y asocia especies morfológicamente próximas y les da el mismo valor indicador a todas.

En esta primera aproximación del trabajo de calidad biológica basado en diatomeas también hemos usado una aproximación de tipo funcional (Riato et al. 2017). Este análisis va más allá de las métricas basadas en las especies individuales, para entender la respuesta de las comunidades a las posibles perturbaciones en la zona litoral del lago.

Las diatomeas usan varias adaptaciones para tolerar perturbaciones ambientales, como el pastoreo o cambios en el nivel del agua que pueden afectar la disponibilidad de luz y nutrientes y el mayor contenido de iones, a través de distintos cambios en la abundancia de tres gremios ecológicos (perfil bajo, perfil alto y móvil).

Estos gremios se relacionan con las estrategias de compartir un recurso similar por especies en un contexto competitivo. Estudios previos han demostrado su utilidad como indicadores biológicos.

  • Las diatomeas de “perfil bajo” abarcan especies de baja estatura incluyendo diatomeas postradas, adnadas y erectas. Este grupo puede resistir perturbaciones físicas, pero no toleran el enriquecimiento en nutrientes.
  • El gremio de “perfil alto” comprende especies grandes, o aquellas que tienden a formar colonias (por ejemplo, diatomeas formadoras de tubos y filamentosas). Este grupo no puede resistir la turbulencia, pero se beneficia del enriquecimiento en nutrientes.
  • El gremio “móvil” consiste en especies de movimiento rápido (por ejemplo, Navicula sp, Nitzschia sp) y está adaptado tanto a un entorno turbulento como a las altas concentraciones de nutrientes.

PERFIL BAJO

 Achnantidium minutissimum

PERFIL ALTO

Gomphonema coronatum

PERFIL MÓVIL

Navicula sp

Nitzschia sp

Primeras Conclusiones

En el lago de Sanabria los gremios de perfil bajo dominados por formas de vida pioneras,  p.e. Achnanthidium minutissimum, mostraron una mayor abundancia a lo largo de todo el año en aquellos lugares con niveles altos de perturbación; específicamente: zonas de baño y pisoteo por el ganado. Es bien sabido que las diatomeas pioneras de perfil bajo, A. minutissimum, son colonizadores tempranos resistentes a diversas perturbaciones, incluidas las fluctuaciones extremas en el nivel del agua del lago poca exposición a la luz y el estrés mecánico. De manera similar, el gremio de perfil alto dominaba en las localidades con mayor crecimiento macrofítico.

En particular aquellas zonas del lago con un peor diágnostico de la calidad mediante el uso de diatomeas perifíticas podría ser interpretado como una alerta temprana, en casos donde existe una entrada difusa de nutrientes.

Por otro lado los diferentes rasgos biológicos de las diatomeas según su forma de vida nos permite, además, discriminar eficazmente entre diferentes niveles de alteración de los hábitats litorales; tanto por contaminación orgánica y/o de nutrientes (vertidos, infiltración, depósito atmosférico, etc.), como por alteración física o abrasión del sustrato (masificación, pisoteo, actividades de baño y navegación, etc.).

  Leer más sobre los índices tróficos de diatomeas  

Además, busca en Internet: